www.gacetadeprensa.com
Cuestión de Competencia: O Crecemos O Dimitimos...

Cuestión de Competencia: O Crecemos O Dimitimos...

Por Juan Antonio Giner / Fuente: www.revista-ideasonline.com

miércoles 22 de octubre de 2014, 12:37h
En todos los mercados periodísticos el dilema es el mismo: "o crecemos o morimos". Yo les propongo hoy que lo cambiemos por otro que diga: "o crecemos o dimitimos".
¿Quién dimite?
Un antiguo cliente de INNOVATION, el polémico editor británico Terry Quinn, que entonces trabajaba para Thompson Newspapers y que ahora dirige un grupo de diarios en Australia (cuyas cabeceras están creciendo en circulación), acaba de organizar un enorme revuelo porque se ha empeñado en promover la idea, la políticamente incorrecta idea, de que cuando en un diario se lleva tiempo perdiendo difusión, meses, semestres, años y hasta decenios... los directores de redacción de esos periódicos deben tener la vergüenza torera de dimitir.
Dice Terry que los directores "también están sometidos al escrutinio de su profesionalidad" y que si no saben editar un diario que se venda, lo mejor es que se retiren o que los retiren.
Conociendo el ardor guerrero de Terry, qué se preparen los directores incompetentes.
Como consultor, me encuentro algunas veces con directores que echan las culpas de los problemas de sus diarios a todo el mundo menos a ellos mismo.
Seguro que también usted les ha escuchado esta cantinela: la gente de marketing no sabe "vender"; los de promoción están "dormidos"; los periodistas son "malos" y los graduados de periodismo unos "analfabetos"; los accionistas no "invierten"; los anunciantes son "cobardes"; las agencias de publicidad son "miopes"; me han dejado "solo"...
¿Dimitir? ¡Ni hablar! Que dimitan los otros.
Pero basta muchas veces con hablar con esos "otros" para enterarse que esos directores andan anquilosados en una agenda informativa dictada por las fuentes y sus contactos políticos; que llevan años sin hablar personal e individualmente con sus periodistas; que no salen a la calle más que a desayunos, comidas, cenas y banquetes con los poderosos y los lobbystas; que no invierten en el entrenamiento de sus redacciones; que conducen los consejos de redacción como si fueran dictadores africanos; que no han visitado desde hace decenas de años otros diarios y otras redacciones de otros países; que menosprecian a sus gentes de marketing y publicidad; que utilizan sus conexiones con el poder para chantajear a sus propietarios ("si me voy os quedáis sin fuentes"), y así todo lo que ustedes quieran.
¡Menudas perlas!
Pues bien: ha llegado la hora de ser serios, pedir responsabilidades y enfrentarse a la realidad. Si usted es director de un diario que no crece ni a tiros, que no gana dinero... usted, mi querido amigo, es un peligro para esta profesión, una amenaza para la libertad de prensa y un cáncer que debe ser extirpado.
"O crecemos o dimitimos".
Lo dice Terry y lo pide mucha gente que sufre a semejantes genios que nos están llevando a la ruina, a la desesperación y al oprobio.
Porque donde no hay competencia, reina la incompetencia.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+

0 comentarios