Potenciando el Uso de ciertas Herramientas en un Diario Digital: el caso de la Interactividad (Parte III, de IV)

Manuel Frascaroli // www. razonypalabra.org.mx

miércoles 22 de octubre de 2014, 12:37h
Una confirmación aún más trágica llega de Israel: "Los accesos a nuestra página", cuenta Derek Fattal, responsable de la versión on line del Jerusalem Post, "pasaron de 7 a 17 millones de páginas vistas al mes después que se reanudó la Intifada. Y, además de las actualizaciones continuas sobre los choques, lo que más se consulta son las fotos". Y ni hablar del efecto que puede tener en los sitios de información la furia del clima: "Todos hablan del tiempo, pero el mal tiempo puede convertirse en una obsesión, toca miedos ancestrales", es la hipótesis de Laureen Chambliss, del sitio especializado Weather.com. "En Estados Unidos, por otra parte, no es broma: saber la dirección de un tornado puede ser una cuestión de vida o muerte". Y así es que, durante los meses en que se repitieron los fenómenos climáticos extraordinarios, los clicks se fueron a las nubes: se registró un récord de 27 millones de páginas vistas en un solo día, en el mes de diciembre, justo cuando se producía un huracán terrible.

Interés similar despertaron en sus respectivas audiencias las noticias en diarios españoles sobre el 11 S o en los argentinos la renuncia del gobierno de Fernando De la Rúa, donde se batieron records de visitas y se alcanzaron números de audiencia notables para las publicaciones online, que se veían además muy motivadas a expresar sus sentimientos y a realizar comentarios en los foros, chats y encuestas provistas.
Además hacer que, a través de la interactividad, los lectores cada vez sean más productores de información. Experiencia a la que recurrió Ellen Kampinsky, redactora principal del mensuario Talk, cuando propuso a los diarios aprender de Amazon a "contar la historia". Induciendo al cliente/lector, de la manera más simple posible, a informarse o estimularlo, de alguna manera, a interactuar con el sitio. Si en la célebre librería electrónica se le pide al cliente que escriba su opinión sobre un libro que acaba de leer, en el diario se intentará pedirle al lector que vote los artículos, que participe en foros relacionados y en encuestas en tiempo real, o bien que marque otros artículos que traten de manera interesante el mismo argumento. Los consejos de los lectores, como confirma un reciente estudio de la Universidad de Pennsylvania, son muy valorados por sus pares. Así, como ya hace Yahoo en su sección "News", se pueden clasificar los diez artículos más leídos del día o los que más se enviaron por e-mail a amigos y conocidos.

En otras palabras, la idea es involucrar lo más posible a los lectores y demostrarle al resto esta participación, como hace, desde hace poco más de un mes, el muy elogiado Plastic.com, que se limita a hacer links a otros artículos (generalmente indicados por los lectores) y luego promueve los debates que se originan a continuación. Kampinsky propone recompensar este empeño de los usuarios con buenos premios para gastar en sitios convencionales: un mensaje al foro valdría 5 puntos, la indicación de un buen artículo, 10, y así sucesivamente, a la manera de cualquier club o programa de fidelización de clientes.

Pero en definitiva y al menos hasta ahora, poco se conoce del comportamiento del lector de noticias en la web, no se ha analizado profundamente toda la magnitud de su exploración en la edición de un diario digital y los pormenores de ese viaje. Las empresas aun no han dedicado suficiente esfuerzo y recursos para ahondar sobre estas cuestiones y poner la lupa sobre las estadísticas de los sitios y si fuera necesario desarrollar herramientas más complejas para un completo análisis. Se sabe que no todas las personas leen un periódico tradicional de la misma forma Sánchez de Diego, (2002) “los hay que lo hojean, unos comienzan a leerlo desde la última página, otros se limitan a leer la sección de sucesos, hay quien sólo hace los crucigramas o busca casa en la sección de anuncios por palabras, quienes sólo leen los titulares, quienes se limitan a dos o tres columnas de opinión...”, igual ocurre con los lectores en Internet. Pero en este caso se introduce dos factores nuevos, como es la posible participación del usuario en la comunicación y, que el propio medio pueda conocer cuales son las pautas de navegación de sus lectores: que páginas visita, cuando, cuanto tiempo emplea por página, si participa efectivamente en el chat, vota a favor o en contra de una determinada noticia.

Algunos autores creen que la interactividad presente en la prensa online puede conllevar a una redefinición del concepto de receptor como Canga Larequi (2000) para quien la actitud del receptor ante el medio “no es tan cómoda ni relajada como ante la radio y la televisión (…) requiere asimismo, del dominio previo de una serie de habilidades y conocimientos técnicos que no son exigibles en ninguno de los otros medios”. Esta transformación de la idea de lector provoca- en opinión de Díaz Noci que “el concepto de público – masa está siendo sustituido por un intento de acercamiento a la singularidad de cada individuo, y por tanto, el producto informativo es cada vez más personalizado.

En los servicios de información electrónica, también debe hablarse de diferentes niveles de acceso a los contenidos. Existen, básicamente, dos modos de iniciar la lectura de un "diario electrónico": la página de inicio (homepage) del medio, con sus características diferenciadas en función de los modelos que se comentarán más adelante; o bien la suscripción, si el medio lo permite, al servicio de titulares por e-mail. En el primer caso, el lector puede optar también - tras haber accedido a la página de inicio -, por entrar en el enlace "índice" o "titulares". En el segundo, ya es posible, con la última generación de teléfonos móviles (WAP) y los de tecnología (GPRS y UMTS), obtener la relación de títulos en el propio celular.

Los modos de acceso a la información de los diarios electrónicos, pueden ser variados: acceso a la portada vía web, acceso al índice de titulares también en la web o a cualquiera de ambos por RSS (Really Simple Syndication), o en versión Palm, recepción de titulares por e-mail y recepción de titulares en el teléfono celular o móvil.

Los primeros tipos se producen a través de la navegación por la Red, en donde el usuario busca la información (acceso activo) y últimos dos, de forma personalizada en el buzón o el teléfono personal, de modo que la información es recibida por el usuario (acceso pasivo). Este último puede dar lugar, posteriormente, a una búsqueda activa por parte del receptor.

Por otro lado, una de las herramientas habitualmente brindadas al usuario es la búsqueda de información, como parte de esos servicios que se fueron sumando con la tendencia de seguir la estructura de los portales generalistas que adoptaron los diarios en una segunda etapa luego de superada la instancia inicial donde sus ediciones eran totalmente chatas y sin ninguna interactividad ni servicios adicionales.Pero en la incorporación de éste servicio, algunos, aún hoy no han logrado desarrollar una herramienta potente de recuperación de la información para todas las informaciones y artículos publicados arrojando resultados poco eficientes, sucediendo aún en los periódicos más importantes tanto de España como de la Argentina, sea El Mundo, El País, Clarín o La Nación. Paralelamente incorporaron también la opción de búsqueda general asistida por un gran motor de búsqueda para cualquier otro tipo de páginas no publicadas en sus ediciones impresas o digitales sino en la WWW, bajo el modelo de extensión de sus respectivas marcas y actividades aunque con cierta personalización y adaptación al entorno de la edición digital de cada diario.

Los propios buscadores fueron mejorando a lo largo de la historia de Internet, desde aquellos que mostraban el porcentaje de parecido a la referencia exacta de la búsqueda hasta los que utilizan una combinación entre la referencia de búsqueda y la calidad de la información ofertada por el buscador medida por el número de hipervínculos que llevan a ella, como lo hace Google.

En éste tema debe establecerse un criterio editorial e implementarse a través del diseño de la arquitectura de la información, previendo que quien lo ejecute contemple la posibilidad de acceder a los contenidos informativos desde varios ítems, permitiendo siempre las mayores posibilidades o un acceso múltiple a la información para que se puedan utilizar todos los recursos que ofrece el soporte. Y éste no es un aspecto menor ya que aún en la actualidad los buscadores de los diarios no se destacan por ser eficientes o traer resultados pertinentes, tanto diarios argentinos o españoles tienen mucho que hacer en ésta área.

Igualmente es necesario y muy útil la creación de un mapa web, una página o documento que conceptualice de modo abstracto o esquemático la estructura y todos los elementos de contenido del medio online. Este mapa contiene la descripción y enumeración de los contenidos, sus categorías y hasta de los flujos de contenido, tablas y las bases de datos que componen el sitio del medio digital. No solo puede existir una versión de este mapa para la publicación en el sitio que sirva de guía a los usuarios sino también otro más completo y complejo que sea útil inclusive previamente al diseño, la programación y la producción del sitio para que permita una mejor estructura y diseño, como en la implementación de herramientas interactivas.

Por otro lado es necesario explicarle al lector la forma de acceder a las nuevas formas de distribución de noticias como la propone el formato RSS, que sirve para distribuir titulares de noticias y contenidos por Internet de una forma totalmente automatizada, permitiendo a los usuarios diseñar la forma de acceder a los contenidos online que haya seleccionado de entre los diversos canales a los que puede optar. A través del RSS se accede a un sumario de titulares que son automáticamente actualizados cada vez que desde el generador del sitio web se realizan modificaciones o agregados, para poder recibir esas actualizaciones sólo se necesita un tipo de programa conocido como lector de noticias, de los distintos que se ofrecen gratuitamente, y que corren tanto sobre Windows como sobre Linux, al estar basado en el lenguaje XML (Extensible Markup Language). Considerado esto desde el enfoque empresarial, será una forma más de distribuir un mismo contenido re-empaquetándolo de una nueva forma, una subclase de los productos de éste soporte como lo serían las versiones para Palm, o en formato PDF y en RSS.

De forma general se sostiene que el periodismo digital permite comunicar a los periodistas con una amplia gama de fuentes de información ahora disponibles en la red. Esto también ha permitido incorporar algo difícilmente posible para la prensa tradicional, realizar entrevistas o charlas online con un personaje público con la participación de los mismos lectores.

Algunos diarios han apostado por la participación de los lectores con chats con grandes personalidades de la política, la cultura y la actualidad, como El País con el escritor Mario Vargas Llosa que participó durante una hora de un foro digital en el que recibió más de 300 preguntas en marzo de 2000 o con el candidato socialista a la presidencia de Francia, Lionel Jospin en marzo de 2002.

En el caso de los chats con personajes reconocidos y de interés para los lectores de la publicación, suelen anunciarse con anticipación no solo para promocionar el “evento” y dotarlo de la trascendencia necesaria y así generar cierto tráfico de audiencia hacia la sala habilitada, sino también para que los usuarios puedan ir enviando las preguntas que estimen conveniente a través de la dirección de correo que se disponga para el contacto y feedback con los lectores.

No obstante, en el inicio del chat suelen lanzarse el grueso de las preguntas de forma simultanea por parte de la audiencia, por lo que se evidencia ya la necesaria intervención de un moderador, que no deberá ser otro mas que un periodista gestor de contenidos, también llamado sysop u operador, que deberá contar con ciertas habilidades y competencias profesionales específicas ya que el caudal de preguntas puede llegar a ser importante y si el sistema las va cargando de forma automática y libre, le requerirá algunas destrezas como agudeza visual, agilidad mental, leer en vertical y filtrar, relacionando, los diferentes tópicos contenidos en las preguntas. Estas mismas competencias suelen ser más difíciles de ser exigidas a los entrevistados que no tienen por qué tenerlas, por lo que será necesario contar con un operador adicional para transcriba las respuestas que el entrevistado le vaya dictando o emitiendo libremente.

También sucede que dichas entrevistas cuando son realizadas inclusive a personajes importantes de la vida social, política y cultural de un país tampoco son aprovechadas por las propias compañías de Internet como Terra o diarios como El País que no constituyen con las mismas una propia hemeroteca o archivo, conservando por el valor histórico que puedan tener determinadas entrevistas o charlas virtuales como reflejan López y Bolaños (2003).

En síntesis, el comunicador que esté a cargo de la tarea de mediación en los chats o foros tendrá que desarrollar distintas tareas, desde ordenar y establecer la prioridad de las intervenciones, censurar o rechazar las intervenciones extemporáneas y realizar un filtrado cualitativo que no hayan detectado el sistema de registración de nick a través de boots (o robots informáticos) para eliminar la activación de ciertos nicks o apodos que puedan establecerse como inconvenientes. De alguna forma hay que evitar que el papel del periodista quede reducido a ser un mero mediador o transcriptor de la preguntas y repuestas de los otros y sea en todo momento quien conduzca la entrevista, enriqueciendo el debate y el nivel de la discusión, a la vez que permitiendo y facilitando la máxima participación. Asimismo hay que buscar reconducir a los espacios apropiados las manifestaciones que pudieran aflorar como quejas al medio periodístico, si existiera la figura del defensor del lector a ésta instancia o inclusive al departamento de marketing que a su vez podría aprovechar aquellos reclamos espontáneos.

Todo esto deberá estar de alguna forma contenido y resuelto en las normas y reglas que el medio fije como política, a la forma de un manual de estilo si se quiere, que además será propicio dar a conocer a la audiencia en el inicio de la sesión, inclusive como pre-requisito de necesaria u obligatoria aceptación de las condiciones impuestas para poder participar en las áreas de interactividad habilitada y que permitirá al medio tanto asegurar cierto ambiente de respeto y dignidad como de de tomar medidas contra los abusos y violaciones del código de conducta establecido.

Se cree conveniente por tanto potenciar el desarrollo de la participación de los lectores en los foros y chats y particularmente bajo ciertas condiciones que propicien un fructífero encuentro para los lectores, el medio y otros actores sociales. Estará en el diario ofrecer las facilidades que hagan de ésta experiencia algo atrayente para la audiencia y anunciantes, como de disponer de los recursos humanos suficientes.

Entre aquellas medidas que facilitan esa participación es la elaboración de una página o portada para cada tipo de herramienta participativa englobada opcionalmente en una gran portada de participación o interactividad. En esa portada de chats o foros se podrá no sólo anunciar el cronograma de las próximas charlas y entrevistas virtuales como temas habilitados para opinar, sino también algunos enlaces a los perfiles de los personajes que además deberían elaborarse para la ocasión y los demás vínculos a las notas y fuentes relacionadas que pudieran enriquecer el debate. Ese tipo de perspectiva es la que le aporta valor al lector y es justamente la que el lector percibe una diferencia cualitativa importante que pueden brindarle los diarios y ciertas empresas de comunicación de calidad con respecto a otros que no le aportan mas que las herramientas técnicas sin ese plus de los contenidos y enlaces ya filtrados y elaborados.

En cada una de esas portadas o páginas deberían habilitarse direcciones o cuentas de correo electrónico donde de manera explícita se invite a proponer temas o nombres de personalidades a ser entrevistadas, otra dirección o la misma para que se envíen las preguntan por anticipado para el próximo chat previsto, como para feedback general donde el lector pueda comunicarse con el editor de la sección.

Como señala Canovas (2003), los medios de comunicación digitales que tienen un referente analógico disponen de chats y foros menos desarrollados y con una participación más limitada. Aunque sus consideraciones reparte responsabilidades no sólo en el medio y la estrategia seguida por la dirección, sino también en el lector que navegaría de acuerdo a las rutinas adquiridas en el medio analógico. El usuario necesitaría unas cuantas horas de navegación para aprender a moverse en el entorno, y sobre todo, si los géneros argumentativos participativos no han sido dimensionados y potenciados estratégicamente en la web, al lector le resultarán opacos.

Al parecer no existiría un estilo unitario para los géneros participativos y se observa mas bien, que las restricciones estilísticas son escasas, aunque tendrán posiblemente un mayor éxito en la medida en que estén en consonancia con las normas de estilo del medio y tengan una mayor afinidad con la línea editorial del medio, como para aparecer - primeramente o destacado al menos- en cartas de lectores por ejemplo o porque determina buena parte del éxito o fracaso en la generación de opinión en los foros.

El anonimato, en lo que Boczkowski (1999), denomina CMC (Comunicación mediada por computadora), ha jugado un rol importante en por lo menos dos temas del desarrollo de los diarios online: la caracterización del contenido generado por la audiencia y la dinámica de las prácticas de producción de la información. El primer tema se manifiesta más claramente en el comportamiento de los usuarios en los foros y en las salas de chat de los diarios online.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+

0 comentarios