www.gacetadeprensa.com

Umbral recopila sus memorias periodísticas en su nuevo libro “Días felices en Argüelles”

miércoles 22 de octubre de 2014, 12:37h
El escritor y colaborador habitual de la prensa nacional ha presentado su último trabajo que “habla de todo menos del barrio madrileño”. En su último libro analiza sus viajes y sus vivencias desde que llegase a la capital para trabajar.
Umbral presentó “Días felices en Argüelles”, junto con Raúl del Pozo, el pasado17 de marzo en Madrid, un libro, editado por Planeta, que narra sus comienzos en el mundo del periodismo y la literatura.

El ganador del Premio Nadalaseguró que le “queda por contar lo que no vale la pena contar", y confesó que "la mejor meditación se hace con uno mismo", "sin querer profundizar en casi nada".

El autor de “Mortal y rosa” aseguró en la presentación que "el periodismo ha ganado mucho en libertad". Algo que ha podido comprobar durante su trayectoria y que le ha hecho pasar por medios como “El Norte de Castilla” o “El Mundo” dónde es columnista habitual. Confesó que no había hablado hasta ahora de sus viajes porque era "una faceta interna que estaba muerta" y que esta memoria le hace “sentir lo vivo que he estado y lo viva que ha estado mi vida", explica.

“Me había prometido hacer un libro ligero y ameno, rápido, distinto de los que yo hago habitualmente, con otro tono, otra velocidad y muchos viajes. He querido que tenga mucho de reportaje, entrando en las personas y las ciudades. Quizás sea el reportaje de mi vida, pero reportaje, nada de memorias, confesiones, ni nada de eso”, explicó.

“Yo he estado en todos los sitios, en todos los periódicos, hasta en los que ya no existen. Tenía mucho que contar y esta profesión se lo merece todo y he querido hacer mi propia historia de periodismo madrileño”, afirmó.

En el libro se cuenta sede la llegada de Umbral a Madrid, sus amigos, vivencias, viajes, alcohol o novias, y mención especial hace su primer encuentro con Camilo José Cela, al que dedicó el libro “Un cadáver exquisito”, que levantó mucha polémica. No obstante sus opiniones ahora son mucho más comedidas:

“Yo no he intentado rectificar ahora nada de Cela, porque mi devoción y admiración por él ha sido y es constante. Lo que ocurre es que en aquel libro se aludía a un nudo de complicaciones, mayormente de tipo femenino que salieron a la luz cuando murió Camilo. Yo a él le quería mucho”, matizó.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+
0 comentarios