¿Les Importa a los Lectores Realmente que los Periódicos Sean Chicos?

¿Les Importa a los Lectores Realmente que los Periódicos Sean Chicos?

Warwick Brindle / Fuente: www. revista-ideasonline.org

miércoles 22 de octubre de 2014, 12:37h
Recién termino de conversar con el CEO de un diario local que cambió recientemente su formato, de sábana a tabloide. Sin que le preguntara nada, me comentó: "Deberíamos haberlo hecho hace años."
Si no hubiera estado apurado para llegar a otra reunión, me hubiera quedado, por supuesto, y le hubiera preguntado si habían tenido éxito. ¿Qué opinan sobre esto sus lectores y anunciantes? ¿Que efectos ha tenido sobre sus costos de distribución y de impresión? ¿Han aumentado la circulación y la lectoría? Su comentario justifica pensar que ha logrado todas estas cosas con éxito.
¿Pero habrá sido así?
Él no me dio ningún criterio que respaldara su comentario, ni por cierto ninguna evidencia de que a los lectores siquiera les haya gustado. Si hubiera podido proseguir la conversación estoy seguro de que lo hubiera hecho.

En el Reino Unido, últimamente, ha surgido una “fascinación” entre los editores por achicarse. Los iconos nacionales, el Times y el Scotsman, han dado ese paso, y también lo ha hecho el Independent, el primer periódico nacional que se animó al cambio. Los directivos de periódicos regionales y locales que anteriormente se habían mantenido en el formato sábana, han hecho lo mismo, y por cierto las configuraciones de las prensas están cambiando de la noche a la mañana para adecuarse a la guerra contra el formato sábana.

Pero nadie habla de los lectores. “Oh, a ellos les debe gustar,” me dice a mí un gerente. ¿Por qué? le respondo. "Bueno, porque es pequeño y compacto, y se puede leer con mucho más facilidad"...
“¿Es mejor el contenido y ha mejorado la calidad general? pregunto. En ese punto la conversación termina. El gerente me deja para "ir a chequear la respuesta" y no aclara más.

La verdad de la cuestión es que a los lectores un cambio de esta naturaleza generalmente no los afecta. No van a cancelar su suscripción ni a dejar de comprarlo debido al tamaño. Solo lo van a cancelar cuando piensen que el periódico se ha vuelto intrascendente en sus vidas. Nunca he visto pruebas de cancelación cuando los periódicos cambian de formato o de diseño.

Entonces, por qué tanto alboroto?
Bien, principalmente porque con ello se ahorra dinero en papel prensa, significa que la publicidad va a producir un mayor rendimiento, y porque facilita mucho la distribución.

Más recientemente, hubo un editor que me preguntó que si producía una edición electrónica digital ¿si sería aceptable para un suscriptor en tabloide o en sábana?
Le contesté que eso era un poco como preguntar si una película se ve mejor en la pantalla pequeña o en el cine.
La verdadera respuesta, por supuesto, es que solo los lectores pueden determinar eso, y tiene que ver con el ambiente en que ellos se ven a sí mismos contemplando el contenido. Después de 200 años de publicar periódicos, la industria aún lucha con las preferencias y los hábitos de los lectores. En realidad, todavía sabemos muy poco.

Por eso deduzco que el CEO tenía razón. Tendrían que haberlo hecho hace años, aunque más no fuera por el ahorro de costos o el mejor rendimiento publicitario. Después de todo, el lector no se ve afectado si el contenido y la calidad siguen iguales, y los ahorros de costo y el mejor rendimiento significan un negocio estable y rentable.

Por eso, si usted está pensando en un gran cambio, piense en esto: Hágalo por razones comerciales que incluyan lo que los lectores van a ganar por la diferencia y cómo va a promocionarlo. Anímese, pero no haga las cosas a medias. Asegúrese de que el personal y los lectores sepan el por qué lo está haciendo y no tema a las críticas y las respuestas que reciba en el camino.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+

0 comentarios