Luis Mesalles, Consultor Internacional

Formación para el criterio

Formación para el criterio

miércoles 22 de octubre de 2014, 12:37h
En estos tiempos estamos expuestos a una ingente cantidad de información, que la mayor parte del tiempo, ni somos capaces de revisar y mucho menos digerir mentalmente. Muchos incluso pierden oportunidades que les llegan por correo electrónico, incapaces de revisar todo lo que les llega.
Cuantas personas tienen tiempo hoy en día de revisar la prensa. Cuantos tienen el tiempo para informarse de las cosas que ocurren en todo el mundo. Nos llega a todos tanta información que es difícil poder evaluarla. En pocas palabras, nuestro criterio esta muy debilitado, fruto de la incesante vorágine informativa. Nos vemos obligados a fiarnos de otros para que nos evalúen lo que ocurre. Y esto implica que nos convertimos en esclavos de sus criterios, posiblemente distintos de los nuestros.

En las escuelas de hoy no se forma para poder vivir en base a nuestro propio criterio. Nos atiborran de datos, a veces datos curiosos y sorprendentes. Pero no nos enseñan a desarrollar nuestro propio criterio y a aplicarlo en todas las situaciones.


Vemos noticias crueles en la televisión y en el cine, y no nos mueve la conciencia. Asistimos impávidos a los resultados de los horrores y no nos horrorizamos. Todo pasa con gran detalle delante de nuestros ojos, sin que sintamos el más mínimo asomo de emoción.


Necesitamos poder vivir con emociones. Las emociones son las que nos ayudan a formar nuestros criterios en todos los aspectos de nuestras vidas. La experiencia es un tránsito ineludible en que basar nuestras vidas. Como vamos a entender y valorar las necesidades de los demás, de nuestros clientes, si los consideramos únicamente como simples estadísticas, simples series de números y porcentajes.


Me preocupa sobremanera el que los jóvenes actuales ni sientan la necesidad ni tengan la oportunidad de familiarizarse con la vida profesional. Muchos saben cosas, tienen acceso a mucha información, pero son ajemos a la formación. Un elemento necesario para nuestro futuro, el que nos permite decidir que camino tomar, nos permite equivocarnos y nos da la fuerza para volver a empezar.

La cuestión no es copiar.

La cuestión es saber copiar.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+

0 comentarios