Siete Comunidades Autónomas ya ofrecen los libros de texto gratis

miércoles 22 de octubre de 2014, 12:37h
Los editores gallegos expresaron su desacuerdo con el formato del préstamo
Los editores gallegos expresaron su desacuerdo con el formato del préstamo
La gratuidad de los libros de texto es ya una realidad en siete Comunidades Autónomas. Los alumnos de Castilla-La Mancha, Andalucía, Aragón, Cataluña, Cantabria, Galicia y La Rioja disfrutan de libros gratis que los colegios prestan a principios de curso, y después se devuelven al final. Sin embargo, sólo en la región castellano-manchega se cubre toda la etapa de educación obligatoria y todos los chicos de Primaria y ESO tienen manuales gratuitos
Los padres de los alumnos llevan una década luchando por una misma causa: que los libros de texto escolares sean gratuitos para las familias con hijos matriculados en colegios públicos y concertados. Sostienen los padres que si como dice la Constitución en su artículo 27.4 la “enseñanza básica es obligatoria y gratuita”, los manuales de texto que los alumnos necesitan para seguir el curso también deberían serlo. En realidad, al exigir este esfuerzo económico “no se cumple con el precepto constitucional, ni se garantiza la igualdad de oportunidades de todos a la educación”, señala la Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnos (Ceapa). Cada familia ha de desembolsar por cada hijo al comienzo de curso sólo en libros de texto entre 180 y 230 euros, dependiendo de la etapa escolar en la que esté el niño.

Aunque a diferentes velocidades, la gratuidad de los libros de texto es ya una realidad en siete comunidades autónomas. Pero sólo en una, Castilla-La Mancha, todos los alumnos de primaria y ESO de centros públicos y concertados (unos 200.000 escolares en total) disfrutarán de libros gratuitos este curso. El resto de comunidades no cuentan, por ahora, con “ningún plan diseñado” desde el gobierno autonómico para asumir el coste de los libros de manera generalizada, aunque muchos de sus escolares sí reciben ayudas, también por parte de ayuntamientos u otras entidades.

No obstante, la medida no ha gustado a todos. Algunas asociaciones de editores, como la gallega, han expresado su malestar por la elección de esta fórmula del préstamo, ya que consideran que creará problemas en su implementación en los centros educativos y en el sector. Los editores creen en primer lugar que el préstamo resulta dañino para el desarrollo cultural porque perjudica a las librerías; en segundo lugar, dicen, llevará a las editoras a una reconversión, y en tercer lugar, porque habrá un desvío de fondos a otras tareas.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+

0 comentarios