www.gacetadeprensa.com

“Hola” deberá indemnizar con 18.000 euros a Francisco Rivera por intromisión a la intimidad

miércoles 22 de octubre de 2014, 12:37h
La revista alega que el torero sabía que se estaban realizando fotos y no se opuso
La revista alega que el torero sabía que se estaban realizando fotos y no se opuso
La revista deberá abonar dicha cantidad al diestro tras la publicación de unas fotografías en las que aparecía la hija del mismo, menor de edad en el patio de su cortijo. El diestro que sabía que le estaban haciendo fotografías no lo impidió, pero la Audiencia considera que el ámbito de realización es ‘privado’. La cuantía ha sido rebajada de los 60.000 euros que se pedían inicialmente, pero la revista ha recurrido
La Audiencia de Sevilla ha condenado a la revista “¡Hola!” a indemnizar con 18.000 euros al torero Francisco Rivera Ordóñez por una intromisión ilegítima en su derecho a la imagen. La sentencia obedece a la publicación de unas fotos en las que aparecía el diestro con su hija en el patio de su cortijo sevillano.

La Sección Segunda de la Audiencia afirma que las imágenes del torero con su hija ‘cuando abandonaba el que había sido su domicilio conyugal’, publicadas el 21 de marzo de 2002, son ‘de carácter estrictamente privado y familiar’, pues el patio delantero de un cortijo ‘no tiene carácter de espacio abierto al público’.

La sentencia ha sido recurrida ante el Tribunal Supremo por la revista, que afirma que el patio es ‘por propia voluntad’ de Rivera Ordóñez, un lugar ‘abierto al público, pues se encontraba con las puertas abiertas de par en par, sin que el demandante se opusiese a ser fotografiado y viendo, además, perfectamente a los fotógrafos, por lo que ha de entenderse que prestó su consentimiento a ser fotografiado’.

La publicación del reportaje, según los jueces, constituye una ‘intromisión ilegítima’ en el derecho a la propia imagen del torero, ya que no hubo un ‘consentimiento expreso’ para tomar unas imágenes ‘de carácter estrictamente privado y dentro del ámbito de lo que es la esfera personal del afectado’.

El fallo, sin embargo, rebaja la indemnización respecto a los 60.000 euros que reclamó el torero de acuerdo con la alegación del fiscal por entender que, aunque no hubo consentimiento para que se tomaran las fotos, Rivera Ordóñez ‘no mostró una mayor contundencia en prohibir o impedir esos hechos por parte de sí mismo o de sus empleados’.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+
0 comentarios