El enfriamiento del consumo sitúa la inflación en Alicante por debajo de la media europea y de la nacional

La Confederación considera que se deben evitar tensiones inflacionistas adicionales vinculando las subidas salariales a la productividad

miércoles 22 de octubre de 2014, 12:37h
El precio de los bienes de consumo ha registrado una subida del 0,3% en la provincia de Alicante durante noviembre, según los datos publicados por el INE en la encuesta mensual del IPC. Con este incremento, la inflación en lo que va de ejercicio se eleva al 2,1% y la de los últimos doce meses se sitúa en el 2,7%. Esta última cifra supone una moderación del ritmo de crecimiento de los precios de dos décimas porcentuales con respecto al mismo dato del mes anterior. De este modo, la variación anotada sitúa la inflación de la provincia en las mismas cotas que en la Comunidad Valenciana (2,7%), y dos décimas por debajo de la registrada por el conjunto de España (2,9%).
La evolución interanual de los precios en España en noviembre sitúa su crecimiento por debajo del registrado en la zona del euro, el cual ha sido del 3,0%. Es la primera vez en los últimos 19 meses que la tasa de variación interanual de los precios en España muestra un crecimiento inferior al del conjunto de la zona del euro.

Durante los últimos doce meses, en la provincia de Alicante se han registrado subidas importantes del IPC en los apartados de bebidas alcohólicas y tabaco (+10,3%), transporte (+7,4%) y vivienda (+5,6%). Subidas más leves han registrado los grupos de enseñanza (+3,0%), alimentos y bebidas no alcohólicas (+2,3%), otros bienes y servicios (+2,2%), menaje (+1,0%), hoteles, cafés y restaurantes (+0,8%) y vestido y calzado (+0,4%). Por otro lado, han sufrido una bajada de los precios los epígrafes de medicina (-4,0%), comunicaciones (-1,6%) y ocio y cultura (-0,5%).

Por su parte, la inflación subyacente, que excluye los alimentos no elaborados y los productos energéticos, mantiene la tasa de variación interanual en el 1,7% por tercer mes consecutivo. Este dato, muy por debajo de la variación general, junto con la debilidad de la demanda interna en el mercado nacional, la revisión a la baja del ritmo de crecimiento económico de la economía mundial y la menor tensión inflacionista por parte del mercado internacional del crudo, cuyo precio viene oscilando con cierta estabilidad desde agosto (el barril de crudo Brent se cotiza en torno a los 111$), ofrecen un perspectiva de moderación de la inflación para los próximos meses.

En este escenario resulta aconsejable evitar tensiones inflacionistas a través de los costes laborales que puedan retrasar la recuperación de la economía y de la generación de empleo. En esta línea es preciso que la indexación salarial se vincule a la evolución de la productividad para mejorar la competitividad de las empresas en los mercados exteriores.



¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+

0 comentarios