En el 2004 perdieron la vida 56 periodistas mientras trabajaban

miércoles 22 de octubre de 2014, 12:37h
Irak sigue siendo el país más peligroso y 23 personas, como el español José Couso, perdieron la vida por informar
Irak sigue siendo el país más peligroso y 23 personas, como el español José Couso, perdieron la vida por informar
Según un informe publicado por el Comité para la Protección de Periodistas. La cifra es la peor alcanzada en la última década. Irak sigue siendo el punto negro de los destinos informativos con 23 muertos, aunque durante el pasado año Rusia y la mayoría de las exrepúblicas soviéticas empiezan a subir puestos en el ránking de los destinos más peligrosos para los informadores
El estudio, denominado “Ataques a la Prensa”, fue presentado oficialmente en Washington. Sus responsables aseguran que "un total de 56 reporteros fueron abatidos alrededor del mundo durante el pasado año como resultado directo de su trabajo, haciendo de 2004 el año más mortífero para los periodistas en una década”.

“Esta cifra de fallecidos es la más alta desde 1994, cuando 66 periodistas fueron asesinados, la mayoría en la sangrienta guerra civil de Argelia", denuncian.

Irak sigue siendo el destino dónde mueren más reporteros, en total durante el pasado año, 23, la mayoría iraquíes. A pesar de tratarse de un año de guerra, recuerda el informe, el asesinato fue la causa principal de la muerte de tantos reporteros, concretamente de 36 de los 56 fallecidos. "El balance hace de la guerra en Irak uno de los conflictos más funestos para la prensa de la historia reciente", señala el documento.

Por otra parte, la organización señaló que, como en años anteriores, la mayoría de los asesinos de periodistas quedaron impunes a la ley. Así, en 2004 tan sólo nueve casos fueron investigados y resueltos, dónde destaca el caso de Filipinas, con 48 casos sin resolver desde 1986.

Con respecto a la falta de libertad informativa recuerda a los 122 periodistas que fueron encarcelados por motivos relacionados con su trabajo, una cifra ligeramente inferior respecto a 2003, pero que a día de hoy hace que todavía cuatro países metan en prisión a tres de cada cuatro informadores: China (42); Cuba (23); Eritrea (17); y Birmania (11). Además, en al menos 74 casos, los periodistas entraron en prisión acusados de actividades "contrarias al Estado", como la sedición, la subversión, la difusión de secretos estatales y trabajar en contra de los intereses del Estado.

Por primera vez en tres años, la lista del CPJ de periodistas encarcelados incluye a un reportero estadounidense, Jim Taricani, de WJAR-TV (una cadena de televisión afiliada a la NBC en Providence, Rhode Island), que está cumpliendo seis meses de arresto domiciliario por negarse a divulgar una fuente. Otros casos contra periodistas siguen pendientes en Estados Unidos.

Por otra parte, la CPJ denunció que la profesión periodística se tornó más peligrosa, con múltiples violaciones a la libertad de prensa, en Rusia y en todas las ex repúblicas soviéticas, excepto los tres estados bálticos. Así señalan que "una purga de voces independientes en la cadena de televisión nacional y una supresión alarmante en la cobertura de las noticias durante la toma de rehenes de Beslan marcó un año en el que el presidente, Vladimir Putin, ejerció como nunca el más puro estilo soviético en cuanto al control sobre los medios de comunicación".

En cuanto al análisis sobre las 15 ex repúblicas soviéticas, el CPJ añadió que la libertad de prensa sólo existe y de forma aún muy incipiente en los países bálticos de Letonia, Estonia y Lituania. Sin embargo, la organización manifestó su "esperanza" de que la situación mejore en Ucrania, después de la elección del proeuropeo Viktor Yutchenko como nuevo presidente a finales de 2004. En toda la zona, "la prensa funciona con menos libertad de lo que lo hizo" durante el comunismo soviético.

A pesar de que se registraron cientos de casos de represión a medios de comunicación en unos 90 países en 2004, incluyendo asesinatos, asaltos, encarcelamientos, censuras y hostigamiento legal, el CPJ subrayó algunos "avances importantes", como la liberación de seis escritores y periodistas en Cuba, como el caso de Manuel Vasquez Portal, que ganó el Premio a la Libertad de Prensa Internacional de CPJ en el 2003.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.